sábado, 14 de abril de 2007

Trompo




Este juego se practica en todo México por niños y adultos de todas las edades. Se elabora de madera resistente aunque en algunas regiones se hace con otros materiales con la particularidad de ser de una sola pieza a la que se le inserta una punta de metal que sirve como punto de apoyo para que “baile”. Se decora con variados motivos. Para jugarlo se atraca una cuerda en la cabeza del trompo y se estira para anclarla alrededor de la punta y enredarla desde ahí hacia arriba del mismo hasta la parte media, se deja un tramo de cuerda para fijarlo en los dedos índice y medio, tomándolo con toda la palma de la mano, manteniendo firme el cordón. Posteriormente se “presenta” de cabeza, se lanza y jala inmediatamente girando la muñeca para que se desenrede con la punta hacia abajo y toque el piso para comenzar a bailar. Se realizan competencias, gana quien mantenga más tiempo girando el trompo o logre mejores suertes con el mismo. El trompo está realizado con una pieza de madera dura en forma de pera con una punta de metal sobre el que se lo hace girar. En la parte superior tiene una especie de cilindro chato o sombrerito, llamado espiga, que sirve de apoyo para enrollar el hilo. Hay muchas formas de jugar. Hay quienes realizan el juego en forma grupal, lanzando varios trompos en la "troya" que es el nombre con que se designa al círculo donde bailarán los trompos, y de donde no deben salir. A veces se juega a ir chocando y dejando fuera de juego los trompos rivales. Según las reglas del juego que se establezcan, puede un jugador, lograr que el trompo de su compañero salga de la troya, o dejarlo muerto de un golpe, y quedarse así con la pieza ganada. Pero cada grupo establecerá con qué reglas de juego se manejarán.